Prestel, la internet británica que se adelantó a su tiempo y fracasó

Allá por los años 80, una especie de televisores se conectaban a la red telefónica y ofrecían servicios que ahora nos suenan tan comunes como el correo electrónico o la compra ‘online’ con entrega a domicilio. Aunque no fue muy popular, debido al alto coste de las terminales, un ataque que logró colarse en la cuenta del mismísimo duque de Edimburgo hizo que se empezaran a legislar los delitos informáticos en Reino Unido. Esta es su historia.

¿Te gustaría compartir este artículo?
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email
Print this page
Print
Buffer this page
Buffer
Share on LinkedIn
Linkedin
Share on Tumblr
Tumblr

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Responsable: José Manuel Blanco

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.